Vaya por delante que ninguno de los expertos consultados es partidario de comprar cava en el súper. Ninguno. Y no se trata de esnobismo, no; su postura tiene raíces mucho más profundas. Jordi Luque, uno de los winelovers del equipo de Beber Magazine, asegura que “de entrada usaré de mi derecho a la objeción de conciencia vetando todos los vinos de Freixenet, García Carrión y Vallformosa. Como conté por aquí, pagan el kilo de uva a un precio vergonzoso, y no les voy a dar bola por ese motivo y por solidaridad con la gente que se dedica a la viticultura”.  La mayoría de los cavas de estas casas se pueden encontrar en el súper, así que la explicación va por ahí.

Laia Esmel, enóloga de la bodega familiar Cava Esmel, también se opone a las prácticas abusivas de este tipo de bodegas: “En el súper, todo lo que se ve son grans maisons que explotan los precios del mercado. Veo cavas a cuatro euros, lo que significa que el precio con el que salen de la bodega es… ¡de 2,5 euros! Comprando estos productos se obliga al sector primario a vender la uva por debajo de los 20 céntimos el kilo, y esto da que pensar. Así que mejor ir a comprar a tiendas especializadas o incluso a la misma bodega”.   Ese mismo razonamiento le lleva a Jordi Luque a afirmar que “me cargo los cavas con un precio inferior a los cinco euros por motivos parecidos a lo que he explicado antes, y ya con eso me queda la lista bastante despejada”

¿Vamos entonces con los que se salvan de la escabechina? Aquí están los mejores cavas del súper.

Gramona Imperial

“Es un espumoso espectacular  con una relación calidad-precio muy adecuada”, asegura Laia. Este Corpinnat es para la enóloga “un gran ejemplo de cómo se tiene que comportar un espumoso en una mesa, donde demuestra su versatilidad en todo tipo de maridajes, desde copas o vermuts a comidas contundentes o una cena improvisada de tapas”.

Para Santi Rivas, nuestro winelover de cabecera y el hombre tras Colectivo Decantado, “se se trata de un Corpinnat muy fino, a pesar de ser un espumoso con bastante volumen en boca. Además, los Gramona envejecen guay”.

Jordi Luque pone la guinda diciendo que “Gramona, con Torelló, son los mejores elaboradores a años luz del resto de marcas que se encuentran en el súper]. No es que se salven, es que son muy comprables en sus gamas bajas y medias e imprescindibles en su gama alta. Esto es objetivo, no hay discusión”. 

Precio: 19,80 euros.

Privat Selected Cuvée Brut Nature

“Estamos ante otro gran espumoso, en un perfil diferente algo más seco y austero pero vamos, otro hit. Muy adictivo”, asegura Santi. Jordi Luque, por su parte, asegura que es un cava muy correcto a un precio muy asequible, así que lo considera apto para ocupar el podio. 

Precio: 9,80 euros.

Sumarroca Brut Reserva Ecológico

“La relación calidad-precio es correcta; no es un cava impresionante pero está muy bien equilibrado, refrescante y fácil“, sostiene Laia. Para Santi Rivas, “Sumarroca dan un producto interesante en un estilo de cava tradicional –aunque suelen utilizar Chardonnay–. Dan su nivel”. 

Precio: 9,90€

Parxet Brut Nature Vintage 2017

“Tiene muy buena relación calidad precio para ser un cava con casi tres años de guarda. Es ideal para acompañar durante toda una comida”, afirma Laia. A Santi Rivas le maravilla de Parxet que “sus vinos no cansan, son muy refrescantes y agradables. No es que sean especialmente largos ni gastronómicos, pero tampoco creo que lo pretendan”. Jordi Luque da un motivo mucho más personal: “Elijo Parxet Brut Nature Vintage porque hice la EGB con uno de los hijos de la familia. Además nos unía que él y yo éramos los gorditos de la clase. Le tengo cariño a Parxet”.

Precio: 14,25 euros.