Incluso la gente más inquieta y atrevida prefiere la seguridad de pedir la bebida que nunca les falla, escudarse en la comodidad de apaciguar su sed con la misma cerveza de siempre, reafirmar la confianza en esa marca icónica de vino que tantas veces les ha hecho quedar bien, y acabar la velada con su copita de Macallan 12 años que ha pasado a ser el nuevo Cardhu.

Buscar causas o responsables de esta tragedia monotemática, además de ardua tarea, es un cúmulo de despropósitos generados por todas las partes implicadas que, de tan tedioso, no me interesa para nada.

Lo interesante, o emocionante de esta cuestión es cómo revertimos esta situación.

Para mí un ejemplo ilustrativo ha sido el despegue del gin tonic. Este combinado estaba denostado y cargado de prejuicios en mi adolescencia y en pocos años se ha consolidado como la bebida número uno en bares, salas de fiesta, discotecas y conciertos, además de ser una bebida transversal, pues lo mismo se bebe en el garito más cutre que  en la discoteca más elitista. Todo el mundo bebe su gin tonic, y cada uno quiere su marca preferida. Como consecuencia, el público acaba escogiendo los bares con más variedad en sus cartas y estos ajustan su oferta a la demanda para no perder clientes. Un “win-win” en toda regla.

Pero volvamos a lo que nos ocupa, que en este caso es el whisky.

Es evidente que no estamos en Escocia, la tierra prometida del whisky, y que el Brexit ha hecho un flaco favor en la exportación de su producto estrella a nuestros lares.

Sin embargo, tanto proveedores como distribuidores disponen de un amplio abanico de whiskys capaces de competir con el sacrosanto Macallan. Y no es que le tenga tirria o piense que es un producto inferior, al contrario… ¡pero es que ha subido veinte pavos!

Y nada, para hacer mi pequeña contribución al cambio, os paso un ranking de whiskys que no son Macallan. Esta selección, según mi criterio personal, tiene un buen balance precio/placer y nada que envidiar al whisky de moda.

The Glenlivet 12 Years Reserve Collection

whiskys que no son Macallan

Uno que no falla

Empezamos con un clásico de Speyside, suave y equilibrado como los grandes whiskys de la región, una buena complejidad y un muy buen precio. Casi doscientos años de tradición whiskera avalan a este producto como uno de los mejores del mundo.

No lo solemos encontrar en las cartas de muchos bares y restaurantes, pero sí es un habitual en tiendas especializadas y fácil de encontrar en tiendas online.

Precio: 36,95€

Ancnoc 12 Years

Ancnoc

Y qué bonita etiqueta

Otro de los grandes de Speyside, caracterizado por su suavidad y  sus aromas cítricos, es un whisky muy especial,  capaz de gustar a paladares muy distintos y de sorprender gratamente con su sencillez cautivadora. También poco habitual en bares y restaurantes, pero fácil de encontrar en tiendas y online.

Precio: 39,85€

Glenfarclas 12 Years

Glenfarclas

En botella de 1 litro

Seguimos en Speyside con este Glenfarclas 12 años, considerado también uno de los mejores whiskys envejecidos en roble de jerez, y por qué no decirlo, uno de los que más me gustan. Ademas lo puedes encontrar en botella de litro por unos 40€, ¡una ganga!

Cada vez se ve más, en restaurantes y bares, pero igual que el resto, se encuentra sobre todo online y tiendas especializadas. 

Precio: 39,95€

Arran 10 Years

Bajamos al sur, a la isla de Arran, donde esta bodega toma su nombre. The Arran 10 años es un whisky suave, rico y afrutado con notas dulces y cítricas y premiado en diversas ocasiones. Por desgracia es bastante desconocido y prácticamente solo lo encontramos en tiendas online y en tiendas muy especializadas.

Precio: 54,95€

Highland Park 12 Years

higland Park

¡Viva las Highlands!

Por último nos trasladamos al norte, a la isla de Orkney, cuna de esta destilería. Un whisky que destaca por su intensa suavidad y equilibrio. Un toque de humo muy suave complementa este whiskazo cada vez más conocido y más apreciado por los consumidores.

Se ve más a menudo en restaurantes, y en tiendas especializadas, evidentemente también lo puedes encontrar online. ¡Cómpralo antes que le suban el precio!

Precio: 36,10€

Seguramente para los iniciados no serán productos desconocidos, pero mi  reto es para el mono-bebedor:  no te asustes porque no haya Macallan, no pasa nada, déjate aconsejar. No renuncies a tu copa  por miedo y seguridad.